El despertar de Lázaro

Julieta Pinto


La obra narrativa de Julieta Pinto, una de las autoras mayores de las letras hispanoamericanas, abunda libro a libro en la denuncia cívica de una sociedad en crisis. En El despertar de Lázaro, reescribe uno de los mitos fundadores de la cristiandad para brindarnos una historia memorable sobre el aniquilamiento del ser humano y el desgarro de la separación. Tomando como motivo la resurrección de Lázaro de Betania, Pinto nos sitúa ante la vertiente más humana del personaje bíblico, prescindiendo de consideraciones teológicas para hurgar con honestidad en su conciencia e iluminar así los intersticios que se solapan entre la vida y la muerte. Alternando pasado 

y presente en un relato dinámico que, no obstante, apenas si se desvía de los escritos bíblicos y que atrae desde el inicio la atención del lector, Lázaro, convertido en cronista involuntario de la persecución que Pilato ha orquestado contra Jesús, reprochará a su maestro que le haya resucitado y dará testimonio -un testimonio crítico y escéptico, construido en los márgenes- de sus últimos días antes de caer en el hondo vacío existencial en que le sume su inesperado regreso. Con sencilla elegancia y un lenguaje cargado de tensión poética, Pinto firma en El despertar de Lázaro, Premio Aquileo J. Echeverría 1994 (máximo galardón literario del país centroamericano otorgado a una obra), una de sus novelas más personales y conmovedoras, nunca hasta ahora aparecida en España. Con su publicación, Firmamento pretende rubricar la vigencia y el valor de una autora capaz de ahondar en los estratos más profundos de la psique humana. 



ISBN: 978-84-123407-2-3 | Género: Narrativa, novela | Formato: 135 x 215 cm | Encuadernación: Rústica cosida | Páginas: 112 | Lanzamiento: mayo 2021 | Edición: 2ª | Precio: 15 €


JULIETA PINTO nació en San José, Costa Rica, en 1921. Tras licenciarse en Filología, viajó a Francia para realizar un doctorado en Sociología de la Literatura en la Universidad de la Sorbona, viéndose obligada a abandonarlo para cuidar de su hijo, gravemente enfermo. Ejerció la docencia, primero en la Universidad de Costa Rica y más tarde en la Universidad Nacional, desempeñando asimismo importantes cargos en la administración pública, impulsada por sus preocupaciones sociales en torno a los sectores campesinos y urbanos más desfavorecidos. Su trayectoria literaria la ha hecho merecedora del Premio Nacional «Aquileo J. Echeverría», en las ramas de cuento y novela, y del Premio de Cultura «Magón», el más alto reconocimiento literario que concede el país centroamericano. Asimismo, ha sido miembro de número a la Academia Costarricense de la Lengua desde 1992 hasta 2012. En su riquísima y variada producción narrativa, sobresale por igual el cultivo del relato breve y la novela extensa, cuya prosa destila la sobriedad y la elegancia de un estilo refractario a la ostentación. Ha publicado más de una treintena de libros, entre los que conviene destacar los volúmenes de relatos Cuentos de la tierra (1963), Si se oyera el silencio (1967), Los marginados (1970), A la vuelta de la esquina (1975), Abrir los ojos (1982) o Detrás del espejo (2000), y las novelas La estación que sigue al verano (1969), El sermón de lo cotidiano (1977), El eco de los pasos (1979), Entre el sol y la neblina (1987), Tierra de espejismos (1991), El despertar de Lázaro (1994) o El lenguaje de la lluvia (2002).


Su escritura es al tiempo desnuda, poética, crispada, esencial. De ahí la brevedad de esta novela, cuya tensión interna no admite desvíos

SELENA MILLARES, Anales de literatura hispanoamericana


Un texto literario deconstructivo y subversivo a la vez 

GRETTEL MARIANA ARIAS, Humanidades


Magníficamente escrita, con intensidad, con gran sentido del ritmo, con variedad de registros y de recursos, El despertar de Lázaro narra la relación amor-odio que siente un hombre ante un viejo amigo, con la particularidad de que ese amigo es el Mesías, el Elegido, por el que Lázaro siente el afecto de siempre, así como la admiración por ser quien es, pero también la reserva producida por la sorpresa (...), así como la mala conciencia por no poder sentirse agradecido por lo que se supone que es "el favor" más sublime que un hombre haya hecho jamás a otro: resucitarlo, devolverlo a la vida. (...) Aventura entre lo divino y lo humano, entre lo terrenal y lo infra-mundano, que complacerá incluso a esos lectores que creen que las "variaciones" ante los textos bíblicos no despiertan su interés

JUAN MARQUÉS, Las Librerías Recomiendan

Brillantísimamente escrito, y muy pintoresco, interesante y original

IÑAKI GABILONDO, "Hoy por Hoy", Cadena SER


Una novela intensa y absorbente, escrita con un impecable lenguaje literario de reminiscencias bíblicas, claro, diáfano, de frases cortas, sintaxis sencilla y vocabulario exacto

JOSÉ LUIS RODRÍGUEZ, Libros de Cíbola


La prosa de Pinto es exquisita (...). Un libro escrito con absoluta sensibilidad

TES NEHUÉN, Bestia Lectora